Entrenamiento deportivo/Periodización

De Wikiversidad
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Lección 10
Periodización

El propósito de la periodización es organizar el entrenamiento respetando sus principios fundamentales con el fin de desarrollar, mantener y reducir la forma deportiva según sea necesario. Consiste en la división del año en periodos de trabajo más cortos, cada uno con duraciones y contenidos diferentes para que el atleta logre el mejor rendimiento posible en los momentos oportunos.[1]

En cada periodo, los métodos y medios de entrenamiento se modifican para lograr objetivos específicos, pero manteniendo la orientación establecida por los objetivos generales. Las variaciones que los entrenadores pueden introducir incluyen cambios en la relación entre la preparación general y la preparación específica, en la intensidad del ejercicio, en las instrucciones durante las sesiones de entrenamiento y en la selección de métodos utilizados. Todos estos cambios se realizan considerando las características individuales de los atletas, de la modalidad deportiva y del calendario de competiciones.[1]

Las características de los calendarios de competición han llevado al desarrollo de cuatros sistemas principales de periodización: simple, doble, pendular en saltos y en bloques.[1] En el sistema simple el atleta se prepara para una competencia importante al año.[1] En el sistema doble los atletas se preparan para dos competencias importantes al año.[1] En el sistema pendular en saltos se alterna la carga se divide en periodos de preparación general y periodos de preparación específica. Se utiliza cuando el atleta debe estar preparado para competir múltiples veces durante el año.[1] Finalmente, en el sistema en bloques el entrenamiento se divide en un bloque enfocado en el desarrollo de las capacidades físicas y uno o más bloques enfocados en el desarrollo de las habilidades técnicas y tácticas.[2]

La unidad de planificación de referencia es la temporada que se corresponde con un año. Cada temporada se compone de uno o más macrociclos que se dividen en varios mesociclos. Los mesociclos a su vez se dividen en microciclos y los microciclos se componen de sesiones de entrenamiento.[3] El contenido de cada uno de los ciclos y sesiones se determina a partir del sistema de periodización utilizado y los objetivos del programa.[1] También es frecuente la planificación plurianual, compuesta de varias temporadas, especialmente en aquellos atletas que participan en los juegos olímpicos o en los campeonatos mundiales como los de fútbol, que también se realizan cada cuatro años.[3]


Posible organización de una temporada de entrenamiento en macrociclos, mesociclos y microciclos (MC)
Temporada
Macrociclo Macrociclo
Mesociclo Mesociclo Mesociclo Mesociclo
MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC MC


Macrociclos[editar]

Un macrociclo es la unidad de planificación completa que incide en todos los niveles de entrenamiento. A diferencia de la temporada, que corresponde a un año natural y que incluye los periodos de vacaciones y transición, los macrociclos se enfocan en alcanzar el máximo nivel de rendimiento posible. En un año habrá tantos de ellos en el año como ocasiones en las que eso se desee lograr.[3]

Su duración máxima es de un año (un macrociclo por temporada) pero puede haber hasta 6 macrociclos por año. Algunos autores recomiendan periodizaciones con un macrociclo por año para los deportes de resitencia y de arte competitivo, de dos macrociclos por año para deportes de combate y juegos deportivos y de tres macrociclos por año para los deportes de fuerza rápida. Sin embargo, la estructuración de cada plan de entrenamiento dependerá también de las características del atleta y del cronograma de competición.[2]

Mesociclos[editar]

Los mesociclos son la estructura media de entrenamiento y se agrupan para formar los macrociclos. Típicamente duran de 3 a 6 semanas. Su característica principal es la reproducción regular de un conjunto de microciclos, siempre en el mismo orden, con el fin de desarrollar de una cualidad o adaptación específica. Su organización debe evitar el agotamiento del deportista y distribuir adecuadamente los contenidos establecidos en el plan de entrenamiento.[1]

Según su enfoque, los mesociclos se pueden considerar como relacionados a la temporada en su conjunto o relacionados a fases específicas de esta. A su vez, estos mesociclos se pueden clasificar en tipos más específicos:[1]

  • Mesociclos relacionados a la temporada completa
    • Mesociclos graduales
      Usados para preparar al atleta de forma progresiva para soportar las cargas de entrenamiento específico.
    • Mesociclos de base
      Buscan aumentar las capacidades físicas, técnicas y mentales del atleta mediante un alto nivel de intensidad en los ejercicios.
    • Mesociclos competitivos
      Preparan al atleta de forma directa e inmediata para la competición. Su contenido lo determina la naturaleza de la competencia en la que se está participando y se enfocan directamente en la optención de resultados.
  • Mesociclos relacionados a una fase específica
    • Mesociclos de control y preparación
      Utilizados para evaluar el nivel alcanzado en condiciones de competición y para pasar de los mesociclos de base a los de competición.
    • Mesociclos precompetitivos
      Ubicados antes de las competencias principales, se enfocan en trabajar en las áreas con deficiencias y estabilizar los logros técnicos y tácticos.
    • Mesociclos intermedios
      Utilizados cuando los periodos competitivos son extensos para permitir la recuperación del atleta de forma activa. Pueden estar enfocados en la recuperación luego de las competencias o en la regeneración entre competencias cercanas.

Microciclos[editar]

Los microciclos están constituidos por sesiones de entrenamiento organizadas en función de los objetivos y la intensidad del trabajo. Normalmente tienen una duración de una semana, determinada por el ritmo de vida del atleta, pero en entornos de alto rendimiento pueden variar de 4 a 14 días dependiendo de las necesidades específicas del programa de entrenamiento. Dependiendo de sus objetivos se pueden clasificar en las siguientes categorías:[1]

Gradual Bajo nivel de intensidad. Preparan al organismo para entrenamientos más intensos.
De choque Gran volumen de trabajo para estimular la adaptación del organismo.
Precompetitivo Preparan a los atletas para las competencias. Su contenido varía dependiendo del nivel de la persona antes de la competencia.
Competitivo Limitados a tareas de preparación directa para la competencia y de recuperación.
De recuperación Fomentan la adaptación del organismo luego de las competiciones o de los microciclos de choque y ayudan a combatir la fatiga.

Sesiones de entrenamiento[editar]

Las sesiones de entrenamiento son las unidades fundamentales de planificación. Consisten en una o más horas de trabajo continuo con un objetivo específico. Se clasifican en función del trabajo que se realiza como sesiones de aprendizaje, entrenamiento, aprendizaje-entrenamiento, recuperación, modelación de la competición y valoración. La mayoría de las sesiones están estructuradas en tres etapas bien diferenciadas: calentamiento, parte principal y conclusión. Durante el calentamiento se prepara al deportista para el esfuerzo. En la parte principal, se realiza el trabajo requerido para lograr el objetivo de la sesión. Finalmente, durante la conclusión se pasa de forma organizada de una situación de esfuerzo a una situación de reposo. Durante esta última fase procura lograr una sensación de bienestar en el deportista mediante actividades más atractivas que las realizadas durante la fase principal y mediante actividades de relajación.[3]

Resumen de la lección[editar]

  • La periodización organiza el trabajo del atleta siguiendo los principios fundamentales del entrenamiento.
  • La periodización del trabajo se establece considerando las características individuales de los atletas, de la modalidad deportiva y del calendario de competiciones.
  • La planificación plurianual organiza la preparación del atleta a través de múltiples temporadas con miras a eventos que ocurren cada cierto número de años.
  • La temporada de trabajo se divide de forma jerárquica en macrociclos, mesociclos, microciclos y sesiones.
  • Los principales sistemas de periodización son los sistemas simple, doble, pendular en saltos y en bloques.

Términos clave[editar]

Lecturas adicionales[editar]

Bibliografía[editar]

  1. 1,0 1,1 1,2 1,3 1,4 1,5 1,6 1,7 1,8 1,9 Vasconcelos Raposo, A (2009). Planificación y organización del entrenamiento deportivo (2.ª edición). Badalona, España: Paidotribo. p. 198. ISBN 978-84-8019-473-0. 
  2. 2,0 2,1 García Salazar, Daniel (2012). Bases científico-metodológicas del entrenamiento deportivo (1.ª edición). Estados Unidos: Editorial Académica Española. p. 90. ISBN 978-3-659-02336-1. 
  3. 3,0 3,1 3,2 3,3 Legaz Arrese, Alejandro (2012). Manual de entrenamiento deportivo (1.ª edición). Barcelona, España: Editoria Paidotribo. p. 1003. ISBN 978-84-9910-094-4. 


Proyecto: Entrenamiento deportivo
Anterior: Evaluación de la lección 9 — Periodización — Siguiente: Evaluación de la lección 10