Nietzsche: "El hombre es algo que debe ser superado"

De Wikiversidad
Saltar a: navegación, buscar
Nuvola kdict glass.png

El Proyecto de Aprendizaje Antropología filosófica pertenece al Departamento de Filosofía de la Wikiversidad

Lección 4

HILLGIALLO puntointerrogativo.png
  • Pregunta guía:

¿Qué quiere decir Nietzsche con la afirmación “el hombre es algo que debe ser superado”?

HILLGIALLO meccanismo.png
  • Procedimiento para el aprendizaje:

a) Ver los siguientes videos (1) (2) (3)

b) Leer la primera y segunda parte del libro Así habló Zaratustra de Friedrich Nietzsche.

c) Elaborar un comentario de texto sobre la lectura.

HILLGIALLO stella.png
  • Producto:

Elaborar un comentario de texto sobre la lectura.

Confrontación de visiones

Nietzsche
Sócrates

El salto temporal y espacial de Sócrates hasta Nietzsche no obedece a que no existan otras antropologías filosóficas importantes en la historia de la filosofía, las hay eso es indudable, acá el punto radica en el choque frontal que se produce entre las ideas sobre "el hombre" que tienen ambos pensadores, tan radical que logra que por primera vez en siglos la filosofía de Sócrates (y en especial su idea sobre el hombre) fuese ferozmente sacudida.

Nietzsche fue un apasionado defensor de la individualidad, por lo mismo detestó y atacó férreamente la doctrina de valores que tanto Sócrates como Platón implantaron en el mundo occidental, los consideraba iniciadores de una “gran mentira” en la que se cobijó no sólo la filosofía sino gran parte de la cultura, ya que sus ideales fueron absorbidos por el cristianismo y por ende trasmitidos de siglo en siglo por toda Europa, lo que llevó al pensamiento occidental por un camino erróneo y decadente.

Mientras que Sócrates creía en una vida tendiente a los valores y la virtud; Nietzsche por su parte consideraba que el exagerado valor metafísico de dicha vida era para enfermos o perdedores. Por ello aborrecía la moral de rebaño de Sócrates y el legado esclavista del cristianismo, que habían tornado al hombre en un ser minusválido; de ahí nace el ideal de Nietzsche por mostrar un nuevo camino, uno que revirtiese dicha moral perniciosa y mostrase una nueva idea sobre el hombre.

HILLGIALLO indici.png
  • Actividades de refuerzo:

a) Leer el dialogo platónico "Menón" y contraste con la primera parte de "Así habló Zaratustra".

b) Explicar por escrito las diferencias que encuentra en el pensamiento de ambos filósofos.

Nietzsche

Nietzsche a la edad de veinte años

Nietzsche nació en 1844 en la casa parroquial de Röcken (Alemania). Proveniente de una familia de pastores protestantes, el mismo estuvo a punto de serlo antes de abandonar el cristianismo. El padre de Nietzsche falleció cuando el tenía a penas cuatro años de edad, quizás de ahí deriva gran parte de la necesidad paternal que el filósofo desarrolló a lo largo de su vida. Durante toda su infancia fue un niño solitario, enfermizo y de extrema rectitud de conciencia. A los catorce años prosiguió sus estudios como interno en la escuela de Pforta, donde recibió una sólida formación científica, literaria y religiosa, en todas esas áreas sobresalió considerablemente.

A los diecisiete años comenzó a sentir dudas sobre su fe, con todo y eso se inscribió en la carrera de teología y filología, sin embargo sus convicciones respecto a la religión lo llevaron a dejar definitivamente la teología para dedicarse por entero a la filología; estudios en los cuales alcanzó gran notoriedad, a pesar de ello la filología no le llenaba por completo, aunado al hecho de que ninguno de sus colegas le comprendían en todo su valor. Fue al leer la filosofía de Schopenhauer, en 1865, que se abrió ante él un nuevo panorama para su pensamiento, por primera vez tuvo la convicción de que alguien comprendía su forma de ver y sentir el mundo.

Arthur Schopenhauer

Participó en dos campañas militares; la primera, su servicio militar en el conflicto entre Prusia y Austria, en el cual sirvió como artillero, pero dada su constitución y su siempre frágil estado de salud no continuó por mucho tiempo en las filas. Para 1869 fue nombrado profesor de filología en la Universidad de Basilea pero nuevamente un llamado militar le hizo volver al campo de batalla, ahora como voluntario en los cuerpos de sanidad durante la guerra franco-prusiana, sin embargo nuevamente su estado de salud lo obligó a abandonar dicho voluntariado.
A su regreso a Basilea conoció al famoso músico Richard Wagner, con quien estableció una amistad que duraría varios años; la influencia de este músico serviría al pensador como modelo (no sólo intelectual sino incluso paternal) en sus primeras consideraciones filosóficas, sin embargo el incesante avance de pensamiento en Nietzsche aunado al carácter extravagante de Wagner terminó por distanciarlos, no sin provocar honda huella en el filósofo.

Richard Wagner

Fue el continúo deterioro en el estado de salud de Nietzsche el que sesgo su promisoria carrera universitaria, la cual se vio definitivamente truncada en 1879, cuando solicitó ser relevado de su cargo universitario y se le asignó una pensión la cual le permitió vivir dedicado exclusivamente a la escritura. Eso hasta principios de 1889 cuando sufrió un ataque de locura (debido a una sífilis avanzada) del cual no pudo reponerse. Vivió sus últimos años casi catatónico y sin volver a escribir, hasta su muerte en el año 1900. Entre sus obras más importantes se destacan: El origen de la tragedia en el espíritu de la música, Aurora, La gaya ciencia, Así habló Zaratustra, El anticristo, Más allá del bien y del mal, Ecce homo y La voluntad de poder.

La obra de Nietzsche es reconocida por estar constituida de aforismos y de una aguda visión psicológica. En el terreno de la filosofía sostuvo que las creencias metafísicas eran falsas, que su origen parte de un “hombre” débil y sufriente que espera salir de ese estado mediante el consuelo en el más allá; de su rechazo a la metafísica emana la idea de que la suya era una filosofía con los pies en la tierra. Por ello, los conceptos básicos de su proyecto giran en torno a demostrar el error de los que creen en entelequias metafísicas y valores suprahumanos; cuestiones como “la muerte de Dios” y el “súper hombre” son medulares para comprender su pensamiento, así como los fundamentos de su visión antropológica.
Precisamente de su visión antropológica se puede decir; que consideraba al hombre algo así como una cuerda tendida, de un lado de dicha cuerda se encuentra el ideal del “súper hombre”, hacia atrás se haya el hombre que ya hemos vivido (con todos sus errores y absurdos) y hacia abajo solamente se extiende un “abismo”. Es pues un camino sinuoso el que se necesita transitar para llegar al “súper hombre”, pero es un camino inevitable ya que las opciones restantes no son aceptables. Eso por que para el filósofo la idea según la cual el mundo tiene un orden y un sentido se ha desquebrajado. Nos hemos dado cuenta de que todo lo que considerábamos sagrado, santo, bello y bueno, no lo era sino porque nosotros lo valorábamos así. El hombre es el único que valora, el único que da sentido. La vida solamente tendrá el sentido que nosotros le demos, en ello reside la grandeza y perdición misma del hombre.

De ahí que en su proyecto filosófico Nietzsche pretenda transliterar toda la moral y con ello decirnos que no existe un bien y un mal en sí mismos. El bien y el mal son lo que nosotros hacemos que sean, he ahí el principal enfrentamiento contra el pensamiento de Sócrates, quien consideraba que realmente existe un bien universal al que el hombre tiende o puede aspirar.

Un libro para todos y para nadie

Primera edición de "Así habló Zaratustra"

Así habló Zaratustra es un libro que Nietzsche escribió entre 1883 y 1885. El libro nos narra las crónicas y enseñanzas Zaratustra, un personaje que utiliza el mismo nombre del fundador del zoroastrismo, en un símil entre aquel que vino a instaurar la distinción entre “el bien” y “el mal” y aquel que viene a destruirla para implantar un ideal mucho mejor; “el superhombre”. El libro satiriza constantemente a la Biblia (específicamente al Nuevo Testamento) y a la moral de la época, derivada precisamente del cristianismo.

Formado por cuatro partes, con episodios más o menos separados y con temas muy variados, todos plasmados con un aire poético y de "libro inspirado", suele ser de complicada lectura debido a lo intrincado y a veces absurdo de sus palabras, utiliza continuamente el juego de palabras en lengua alemana, lo que le quita mucho de su sentido a las traducciones en otros idiomas. En el libro aparecen los conceptos más importantes de la filosofía de Nietzsche; la famosa frase “Dios ha muerto”, la “voluntad de poder”, la idea del “eterno retorno” y el quizás más complicado y ríspido de los conceptos en este filósofo el “súper hombre”.

La primera parte del texto es una exposición de las opiniones fundamentales que se personifican en la vivencia del supuesto profeta y que redundan en la expresión “Dios ha muerto”. Así aparece por primera vez la idea del "súper hombre", como sustituto a todos los dioses, y la condena a las corrientes morales de la época. La segunda parte del texto se centra en las conductas del personaje tanto en el matiz histriónico de su doctrina así como en la idea de la “voluntad de poder”. La tercera y cuarta parte se acercan al concepto del "eterno retorno" de lo idéntico y el ideal necesario del “súper hombre”.

A grandes rasgos se puede decir que Así habló Zaratustra más que una obra filosófica es una obra que insista a filosofar, pues salvo tres o cuatro ideas filosóficas originales el resto del poema es una exhortación a dar el paso decisivo hacia el advenimiento del "súper hombre", aquel ser liberado del maléfico influjo del mundo metafísico y la supuesta moralidad transhumana.

Para el propio Nietzsche su Zaratustra es:

«El libro más elevado y más profundo que existe», una expresión que pone a prueba tanto los altímetros como la credulidad. [1]

Llega incluso a considerar el libro como un regalo precioso hecho a la humanidad, quizás de eso resulta ser el libro más importante para conocer no sólo la visión antropológica del filosofo sino además su intrincado pensamiento.

HILLGIALLO indici.png
  • Actividades de refuerzo:

a) Explicar con sus propias palabras y en el contexto de la lectura "Así habló Zaratustra" lo que entiende de conceptos tales como: "el súper hombre", "la voluntad de poder" y "Dios ha muerto".

El hombre es algo que debe ser superado

Es una frase reiterativa a lo largo de Así habló Zaratustra (sobre todo en la primera parte), con ella el filósofo nos quiere adelantar la llegada de algo mejor; el “súper hombre”. En voz de Zaratustra Nietzsche nos invita a superar todo lo que representa al hombre (denigrado con la filosofía y la religión cristiana), nos invita a superar esa vieja idea de los valores y la moral, para llegar a un ideal más completo. El de un ser capaz de generar su propio sistema de valores e identificado con la voluntad de poder. Un ser humano que impulsa una moral que surja desde lo más profundo de las personas.

¡Mirad, yo os enseño el superhombre! El superhombre es el sentido de la tierra. Diga vuestra voluntad: ¡sea el superhombre el sentido de la tierra! ¡Yo os conjuro, hermanos míos, permaneced fieles a la tierra y no creáis a quienes os hablan de esperanzas sobreterrenales! Son envenenadores, lo sepan o no. [2]

Actividades

HILLGIALLO lente.png
  • Leer la tercera y cuarta parte del libro Así habló Zaratustra.


Referencias

  1. Strathern, P., Nietzsche en 90 minutos, Mexico: Siglo XXI.
  2. Nietzsche, F., Así habló Zaratustra, México: Porrúa.


Proyecto: Antropología filosófica
Anterior — Lección 4 — Siguiente