Historia de la Química (-1800)

De Wikiversidad
Saltar a: navegación, buscar

Hubo muchas influencias que cristalizaron en la aparición de la química como ciencia. Desde los antiguos griegos hasta los alquimistas medievales.

Antiguos griegos[editar]

Son los antecesores de la alquimia y sentaron las bases de diversos principios que se tardó siglos en demostrar o redescubrir. Los filósofos griegos, pues éstos trataban de diferenciar de qué estaba constituida toda la materia, son los primeros de los que tenemos referencias que se acercan a lo que es el concepto de la química. Influenciados por la magia egipcia y el aceite de piedra (petróleo), una de las primeras teorías fue la de la separación en cuatro elementos (tierra, agua, aire y fuego) cuya mezcla en diferentes proporciones originaba todas las otras materias. Grandes filósofos como Tales, Protágoras, Pitágoras, Anaximandro, etc... Dieron forma y especularon sobre el mundo basándose en estas teorías. Pitágoras añadió un quinto elemento, el éter. Otros filósofos como Aristóteles o Arquímedes hicieron diversos experimentos alquímicos, o químicos, con los que descubrieron la densidad y diversos compuestos venenosos. Otra aportación de esta época es el concepto de átomo como elemento que forma toda la materia. Esta teoría atómica (άτομον, en griego antiguo significa indivisible) dice que la materia está formada por pequeños elementos idénticos cuyas agregaciones (cantidades de elementos) forman las diferentes materias y les otorgan sus propiedades. Es básicamente idéntica a la descripción general que se dio en el siglo dieciocho para describir al átomo en los diversos modelos atómicos y actualmente podría tomarse como definición, no muy exacta, de los protones y otras subpartículas con propiedades periódicas.

Alquimia[editar]

Cuando oímos hablar de Alquimia más de uno piensa en convertir el plomo en oro (La Piedra Filosofal) o en el agua de la eterna juventud. Pero la Alquimia no era eso (o al menos no sólo), también fue una disciplina espiritual y el origen de diversas ciencias como la Química y de grandes avances en otras como la Medicina o la Física. En este artículo la comentaremos de pasada y nos centraremos en las aportaciones a la química, para leer un artículo completo sobre la alquimia dirigirse a los enlaces.

Orígenes[editar]

La Alquimia no tiene un origen claro pues forma parte de muchas culturas y está presente a lo largo de toda la historia de la humanidad ligada a los diversos descubrimientos científicos en física (densidades, ósmosis) y en medicina (venenos y antivenenos no orgánicos). Una vertiente poco conocida nos muestra la alquimia como fuente de remedios médicos en la cultura China e India y también una gran medicina naturalista en la América precolombina, aunque esta última probablemente no pueda relacionarse de la misma forma con la alquimia. La vertiente más conocida en Occidente tiene origen en los sacerdotes egipcios y pasa por los filósofos griegos hasta llegar a los alquimistas árabes y a través de éstos a los medievales europeos. La Alquimia es, en origen, un intento de descripción del mundo y de las leyes naturales integrada dentro de la filosofía.

Durante el auge romano hay pocos avances realmente trascendentales, aunque hay una extensión de diversas profesiones íntimamente relacionadas con la alquimia (vidrieros, pintores... que no aparecen entonces pero se relacionan más estrechamente con ella) y una mejora de los procesos y del material necesario para los experimentos. Después de la caída del Imperio Romano de Occidente todo este conocimiento queda prácticamente relegado a la artesanía, hasta que los árabes (verdaderos conservadores del conocimiento clásico) retoman la astronomía y la alquimia. A través de los árabes es como reaparece en Europa, con diversas modificaciones y mejoras. Un alquimista medieval importante es Ramón Llull, escritor mallorquín y monje cristiano. La alquimia pasa a formar parte de las ciencias doctas (anatomía, fisiología, teología, matemáticas, astronomía y música) relacionada en parte con la fisiología y la astronomía (cada elemento básico estaba influenciado por un planeta). Con la antropocentrización de la cultura en el Renacimiento surge (o resurge) la vertiente filosófica de la Alquimia.

Alquimia y Espiritualidad[editar]

La búsqueda de la piedra filosofal, que convierte el plomo en oro (el elemento más perfecto según los alquimistas) y de la mal llamada agua de la vida o agua regia (ácido clorhídrico y ácido nítrico en proporción 1:3) son propias del oscurantismo de esta vertiente de la alquimia. Uno de los rasgos principales de la vertiente espiritual de la Alquimia es la "búsqueda de la mejora del ser a partir de la sublimación del alma". Dicho de otra manera: "El mundo es imperfecto porque todo está mezclado. Si Dios está en todas partes debe formar parte de todas partes, por lo que está mezclado con el resto de la materia. Por tanto, si separamos la materia en los elementos fundamentales que la componen encontraremos a Dios y la Perfección." Este planteamiento filosófico es tomado como referencia literal y la Iglesia católica la persigue y prohibe. Este (considero) es uno de los muchos motivos por los que existió la Inquisición. A causa de la persecución que sufrieron los alquimistas por parte de la Iglesia, la Alquimia floreció en Inglaterra (concretamente en Escocia) y la zona holandesa (marcadamente protestante) y además obligó a la codificación de los textos de los alquimistas y a que no se pudiesen entender bien sus investigaciones. Hasta después de la completa desaparición de la Inquisición no se produjeron muchos más adelantos.

El Fin de la Alquimia y origen de la Química[editar]

Realmente el cambio de la Alquimia que dio paso a la Química como ciencia fue muy sutil y tuvo ciertos puntos clave. Uno de ellos fue el creciente número de alquimistas más interesados en las propiedades reales de los elementos y en el positivismo científico que en su vertiente espiritual de perfeccionamiento personal. El punto en el que realmente se acuñó el cambio de nombre fue con la publicación del libro de Robert Boyle The Sceptical Chymist (El químico escéptico) (1661) (en contraposición al alquimista, pues eliminó el prefijo al- de la palabra inglesa alchymist), una de las obras pilar de la química moderna.

¿Qué nos ha legado la Alquimia?[editar]

Por un lado la Alquimia nos legó varios siglos de pruebas en laboratorio, conocimiento experimental, diseños de aparatos así como invención y perfeccionamiento de técnicas de separación, y un gran número de elementos y compuestos inorgánicos. La química experimental le debe toda su historia y origen a los alquimistas....

Enlaces[editar]

Cambios a realizar (editores)[editar]

Reeditar para completar la información expuesta. Incluir enlaces en el texto. Redistribuir parte del texto. Rellenar huecos y definiciones con palabras exactas.